Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.republicadecorrientes.com/a/24388
VALORES DIFERENCIADOS POR REGIONES

Con desconfianza comercial, anunciaron los precios de la canasta de 60 productos

A un mes y medio de proclamar una "guerra contra la inflación", el Gobierno oficializó los valores para locales de cercanía. Empresarios aseguran que serán difíciles la aplicación y el control. 

Crédito: Joaquín Meabe

Pasó un mes y medio ya de aquel popular anuncio del presidente Alberto Fernández, cuando dijo que empezaba una guerra contra la inflación en la Argentina. Pasado el tiempo, finalmente formalizaron los precios de los 60 productos que conformarán la canasta especial para comercios de cercanía. 

Desde la Nación expresaron que se trata de una iniciativa para "mejorar el poder adquisitivo de los salarios", aunque la medida nació ya con escasas perspectivas por parte del sector comercial. Luego de haber avanzado en un congelamiento que no terminó de tomar forma, llega esta nueva etapa en la que el control deberá ser estricto, puesto que incluye a los locales barriales en general y no a las grandes cadenas de supermercados. 

En la resolución señalan que resulta "oportuno y conveniente la comunicación de precios de referencia en comercios de cercanía, con el propósito reducir la dispersión de valores que existe entre estos locales y las grandes cadenas de supermercados". Más allá de esto y de las intenciones de la medida, desde el sector comercial ya expresaron su desconfianza con la aplicación de este nuevo programa, que no difiere mucho -en el fondo- de otras acciones similares en las que el Gobierno intentó intervenir, sin mucho éxito. 

En Corrientes específicamente, empresarios del sector ya señalaron su incredulidad incluso con que los productos puedan llegar a la provincia, y mucho más aún de que se termine aplicando. El referente de los supermercadistas, Ricardo Cáceres, manifestó al respecto que "esta medida difícilmente se pueda implementar en la región por más que haya buenas intenciones por parte del Estado". 

Además, expresó que no todos los comercios tienen la posibilidad de tener esa cantidad de productos, y que podría haber problemas con el abastecimiento. Además, al no haber algunas marcas en el interior del país, deberían ser reemplazadas por otras, entrando ya en el terreno de la especulación y la falta de regulación. 

El NEA en general tiene habituales dificultades con la llegada de ciertos productos, cuestión que se agravó además en el último tiempo por la escasez de gasoil, que demoró el arribo de los camiones de carga a esta zona del país. 

Precios

En la lista de precios publicada se advierte además una diferenciación por regiones. El Nordeste tiene los valores más altos después de la Patagonia, mientras que los precios más económicos son para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

El kilo de arroz integral para la ciudad de Buenos Aires debería costar $ 222, mientras que para el NEA, $ 238. La lavandina, otro producto de uso masivo, tiene un precio fijado de $ 75,71 para el AMBA y en Corrientes debería venderse a $ 81. Otros productos para esta región son el detergente, a $ 196 y la leche de un litro, a $ 125. El precio fijado para la yerba es de $ 132 el kilo.

En todos los casos, la lista de productos detalla las marcas específicas, ya que no incluirán a todas las variedades de cada producto en el listado, sino a presentaciones específicas. 

Desde la Apicc plantean que la dificultad que puede presentarse es que los proveedores envíen otras presentaciones que, al no estar en la lista, quedarán exentas de cualquier tipo de control. 

Justamente, la fiscalización del cumplimiento vuelve a ser tema de polémica, ya que debería estar a cargo de las provincias, pero no cuentan todavía con información suficiente como para inicial los operativos.