Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.republicadecorrientes.com/a/2643
PRONÓSTICO | INESTABILIDAD

Cambió el tiempo, se anuncian lluvias y volverá el calor intenso

Desde anoche, empeoraron las condiciones y anticipan chaparrones para hoy. Las máximas llegarán a los 33 ºC esta semana. 

Crédito: Chiara Conti

Luego de jornadas estables y con buen tiempo, finalmente las condiciones cambiaron ayer a la tarde y comenzó una inestabilidad que se sostendrá por todo el día de hoy al menos. Según el pronóstico, un frente de tormenta ingresó a esta parte del país, aunque se espera que no sea de una intensidad considerable. 

Los truenos ya comenzaron a escucharse anoche, junto con algunos chaparrones que cayeron sobre la ciudad de Corrientes. De acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional (SMN), hoy la jornada estará marcada por la actividad eléctrica y lluvias de manera alternada desde la mañana hasta la noche. 

Más allá de esto, se espera que las condiciones mejoren ya a partir de mañana, cuando el cielo se presentará nublado, pero sin probabilidades de precipitaciones. En los días subsiguientes, el tiempo se mantendrá estable y volverá a la marcada tendencia de sequía que se sostiene en Corrientes desde hace bastante tiempo. 

Los chaparrones no trajeron ayer ni se espera que traigan hoy un descenso en la temperatura. Contrariamente a esto, habrá un paulatino ascenso, volviendo a darse días de calor intenso en la ciudad. Para hoy la máxima será de 26 ºC y la mínima de 11 ºC, comenzando una curva ascendente. 

De esta manera, para mañana se esperan 28 ºC y a partir del viernes la temperatura volverá a superar los 30 ºC en esta parte del país, con un fin de semana caluroso y con buenas condiciones del tiempo en general. 

Más a largo plazo, ya llegando la primavera, las jornadas seguirán siendo cálidas, con temperaturas propias de la estación que está por comenzar. En cuanto a las precipitaciones, los análisis aseguran que no habrá al menos en los próximos tres meses lluvias importantes. Serán solo eventos aislados con escasos registros, siguiendo con la tendencia de los últimos tiempos, que incluso trajeron serias dificultades a Corrientes. 

Esto, sumado a las condiciones similares en las zonas de influencia, hará que el nivel del Paraná tampoco repunte, manteniéndose en niveles muy por debajo de los habituales.