Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.republicadecorrientes.com/a/29405
SALUD

En el país, cada día nacen más de tres bebés de madres menores de 15 años

Crédito: Gentileza

Cada 26 de septiembre se celebra el Día Mundial de Prevención del Embarazo no Intencional en la Adolescencia. Y bien vale la fecha como disparador para poner sobre la mesa una problemática social y de salud pública, que afecta la vida de millones de menores en todas las latitudes. Es que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente 16 millones de adolescentes de entre 15 y 19 años y un millón de niñas menores de 15 años se convierten en madres cada año.

En la Argentina, tal como anuncian los últimos datos disponibles de la Dirección de Estadísticas e información en Salud (DEIS) del Ministerio de Salud de la Nación, en 2020 nacieron 53.260 hijos de niñas y adolescentes; esto es, en promedio 146 nacimientos por día. De esos, 1.293 corresponden a adolescentes menores de 15 años (a razón de 3,5 por día).

Y si bien la tasa de fecundidad adolescente viene en descenso a nivel nacional, ya que entre quienes tienen entre 15 y 19 años en 2016 fue de 55.9 por mil nacimientos y en 2020 de 30.3 por mil nacimientos, lo que en términos porcentuales arroja que la tasa se redujo un 45.7%, las cifras distan mucho de ser alentadoras.

La tasa de fecundidad entre niñas y adolescentes de 10 a 14 años, en tanto, pasó de 1.4 por mil nacimientos en 2016 a 0.7 por mil nacimientos en 2020, lo que en términos porcentuales da un descenso del 50%.

En otro orden, si se analizan las cifras por edades, siete de cada diez embarazos de adolescentes fueron no intencionales. Y en las niñas y adolescentes menores de 15 años, esta cifra asciende a ocho de cada diez, en buena medida porque muchos de esos embarazos son consecuencia de abuso y violencia sexual, que sufren niñas y adolescentes por parte de otros adolescentes o adultos intra o extra familiares.

Entre otras de las causas de un embarazo precoz pueden mencionarse: la dificultad del acceso a la salud, a los métodos anticonceptivos, la pandemia, la situación socio-económica y culturales, la falta de Educación Sexual Integral (ESI) en las escuelas, y la inestabilidad familiar y el uso de drogas y alcohol. En este punto, cabe destacar que las complicaciones durante el embarazo y el parto son la segunda causa de muerte en todo el mundo, y los bebés de madres adolescentes se enfrentan a un riesgo considerablemente superior de morir que los nacidos de mujeres de 20 a 24 años.

#PuedoDecidir, una campaña que busca habilitar el diálogo

Impulsada por 12 organizaciones de la sociedad civil, la iniciativa fue presentada en el marco del inicio de la primavera y del Día Mundial de Prevención del Embarazo no Intencional en la Adolescencia, como una oportunidad para habilitar el diálogo sobre sexualidad entre adolescentes, contribuir a que el inicio de la vida sexual y sus primeros encuentros sean consensuados y disfrutables, promover prácticas de cuidado y corresponsabilidad en las decisiones sobre sexualidad y el acceso a información, servicios de salud sexual y reproductiva y a métodos anticonceptivos y de prevención de las infecciones de transmisión sexual (ITS).

Este año, la campaña #PuedoDecidir "apunta a poner el foco en qué rol juegan los varones cis heterosexuales y las masculinidades en las decisiones sobre la vida sexual, en particular para problematizar la coerción sexual, acordar la prevención del embarazo no intencional en la adolescencia y desarrollar una vida sexual autónoma e informada", señalaron desde la organización.

La Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), Amnistía Internacional, Doncel, Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), Fundación Huésped, Fundación Kaleidos, FUSA, Intercambios, Las Otras Voces, Red Nacional de Adolescentes y Jóvenes por la Salud Sexual y Reproductiva, Agrupación Xangó , RAJAP e IPPF LACRO destacaron en la presentación de la campaña que "la semana del embarazo no intencional en la adolescencia es una oportunidad para abrir el diálogo, además, sobre las prácticas de cuidado para evitar infecciones de transmisión sexual, incluida la prevención del VIH/Sida".

En este contexto, y tras considerar que "todo embarazo no intencional adolescente es una vulneración de la garantía de derechos sexuales y reproductivos plasmados en la ley 25673″, Macchi anunció que del 7 al 10 de octubre, Preservate viajará al paraje Víctor Manuel II Reconquista, en Santa Fe para brindar charlas y talleres de ESI y contribuir a la prevención de los embarazos no intencionales e infecciones de transmisión sexual.

Infobae

Temas en esta nota

SALUD